Escuela para padres

 

Enseñando a nuestros hijos a asumir las consecuencias de sus actos

 

Enrique Villarreal Aguilar

www.conferencistas.mx Conferencistas Motivacionales

 

En la vida no hay castigos sino consecuencias de nuestros actos.

Yo crecí en un ambiente donde mis padres trabajaban y yo tenía que arreglármelas sólo para salir avante, muchos vivieron exactamente lo mismo. Si ofendía a alguna persona pagaba mis actos. Pero la mayoría de nuestros hijos han crecido un tanto privados  de esa libertad que nosotros teníamos. Ahora encerrados en el hogar, con las computadoras, juegos modernos y la televisión ya no tienen el roce del que antes gozábamos en nuestras circunscripciones, dejando que la mayoría de nuestros hijos hagan lo que quieran en el hogar, incluso desobedecernos o realizar cosas que les prohibimos.

Uno de los primeros problemas a los que nos enfrentamos cuando somos padres, es al amor desmedido que tenemos por nuestros hijos. Este hace que en un sinnúmero de ocasiones, por nuestro afán de sobreproteger a nuestros pequeños, nos vayamos haciendo coparticipes de sus caprichos y errores.

No sólo eso, de alguna forma y en cierta manera, los vamos protegiendo de sus tropiezos en la vida y de lo que se trata no es de quitarles las piedras del camino (siempre habrá quien les quiera poner el pie para que tropiecen); lo que hay que hacer es enseñarles como deben enfrentar sus dificultades y aunque nos duela, tienen que aprender a asumir las consecuencias de sus actos. Pasteur dice al respecto: No le evitéis a nuestros hijos las dificultades de la vida enseñadles más bien a superarlos.

Si uno le da una instrucción a su hijo y éste no obedece, el peor error que podemos cometer es dejar pasar este acontecimiento sin antes platicar o ver porque no obedeció, ya que el día de mañana no acatará ninguna instrucción que se le dé y nosotros de alguna manera somos los primeros que vamos a  forjar en él, un espíritu rebelde que tarde o temprano vamos a pagar.

Siempre es mejor que los hijos asuman las consecuencias de sus actos,  que estarlos protegiendo de todo y contra todos. Ellos tienen que aprender que cuando hacen algo incorrectamente los resultados van a ser malos; pero, si hacemos las cosas bien las consecuencias van a ser mejores. De otra forma, no van a adquirir la madurez suficiente para asumir sus responsabilidades o siempre van a depender de los demás, del papá o la mamá que los defienda de todo y de todos, formando en ellos un carácter sumiso y temeroso de los demás; empero, no siempre vamos a estar los padres para defenderlos.

Recuerde, lo que siembres en la vida, lo cosecharás. Sembramos nuestros pensamientos y cosechamos nuestras acciones. Sembramos nuestras acciones y cosechamos nuestros hábitos. Sembramos nuestros hábitos y cosechamos nuestro carácter. Sembramos nuestro carácter y cosechamos nuestro destino.

¿Acaso no lo que quiere todo padre es que su hijo sea un triunfador? ¡Este es un buen momento para enseñarle a nuestros que tienen que aprender a asumir sus responsabilidades y hacer las cosas bien! Para no tener que pagar el día de mañana, los errores de sus actos.

Señala la sagrada Biblia en Proverbios 13:24: El que detiene el castigo, a su hijo aborrece; más el que lo ama, desde temprano lo corrige. Más vale un regaño o castigo a tiempo, que mil lamentaciones a destiempo; de nada sirve pensar en el hubiera ya que el hubiera quedó atrás y no existe, ni existió. Cuando un hijo reprobó una materia no se puede pensar en lo que no hice; ahora, es momento de pensar en lo que voy a realizar para que no vuelva a suceder.

Este es el momento para forjar en nuestros hijos un temple de triunfadores, el carácter con el que van a enfrentar al mundo y la disciplina que los enseñará a realizar las cosas correctas o ir midiendo lo que puede suceder sino hacen lo adecuado.

Sabemos que como dice Montaigne: Gobernar a una familia es casi tan difícil como gobernar todo un reino; sin embargo, cuando los resultados son correctos y vemos a nuestros hijos triunfar, bien valen la pena aquellos momentos amargos que tuvimos que pasar, para corregir a nuestros hijos al asumir las consecuencias de sus actos.

 

¡TE IMAGINAS LA COMBINACIÓN DE ORATORIA MÁS LAS TÉCNICAS DE VENTAS MÁS AVANZADAS DEL MUNDO!

¡QUÉ BUENA IDEA!

Oratoria: Pierde el miedo a hablar en público – influye sobre los demás – conoce como persuadir a tus clientes - crea clientes de por vida - expresate como un orador – maneja tu tono de voz - aprende técnicas para convencer - maneja adecuadamente tu lenguaje no verbal - elimina la timidez – dale seguridad a tu vida – mejora tu personalidad – comunícate adecuadamente – crea congruencia entre lo que dices y lo que muestras - crece en tu trabajo – aumenta tu autoestima – obtén los conocimientos que te  llevarán al éxito – comunícate apropiadamente con tus clientes – forja una gran personalidad – habla acertadamente con tus subordinados – aplica un liderazgo eficaz en tu organización – modula adecuadamente tu voz -cambia tu vida, etc.

Ventas: Cierres poderosos de ventas – Cómo vender un producto – Como convencer a un cliente – Dónde puedo vender más, mis  productos – Neuro ventas - Elevator Peach – Círculos azules en las ventas – Psicología del color -Como planeo mi mercado – Como negociar con un cliente – Como manejar las emociones en las ventas – Relaciones Públicas – Cómo lograr mis metas – Vendedores con suerte – Neurolingüística en las ventas – Cómo manejar las objeciones del cliente – Como detectar las necesidades del cliente, etc.

Sé un Master Sales Internacional y vende todo lo que quieras y haz ganar a tu empresa mucho dinero– El poder de la oratoria y las ventas – Contamos con los mejores instructores de América y el mundo  (Avalado por la Asociación Internacional de Conferencistas)  Cupo limitado

Inscríbete al teléfono: 01 442 198 1188

Esto no es un curso, es una forma de vida que te llevará al éxito en cualquier campo donde te desempeñes.

¡HAZ CRECER IINCREÍBLEMENTE A TU EMPRESA!

VENTAS ES LA ÚNICA ÁREA QUE DEJA DINERO A LAS INSTITUCIONES

NO LO PIENSES PROFESIONALIZA A TUS VENDEDORES, INSCRIBELOS  A SPEAKERS VENTAS O LLEVA EL CURSO A TU ORGANIZACIÓN